Balsam Karam

Svenska ]
Traducciones de Petronella Zetterlund


7.

la primera vez que encontré /// la seriedad callando /// pudimos haber sido amigos /// un comedor de escuela se partió en dos /// quién se levantó y se alejó /// mamá vino a la plática con el abrigo de piel /// quién sabía que era a mí a la que se referían /// la abuela puso una mano en la estufa y lloró /// una mañana sólo estaban ahí /// el paseo en bicicleta la liga del cabello mi cara de chango y yo /// por la tarde la colina amarilleaba /// recuerdo que yo era rica /// has escuchado /// alguien dijo: estos dulces saben a sudor hieden /// has escuchado /// alguien más dijo: eres como el patito feo /// después fui al baño y me enjuagué la boca/// en la habitación tres sillas rígidas /// de repente sólo estaban ahí /// mi mano soltó el libro /// una coca-cola un pan en el almuerzo /// el bosque una arboleda sucia /// una clase de español vestíbulo de luz café y rosa /// si me acompañas vas a ver /// esquivé un golpe en la boca /// el zapato roto y mojado /// en el sueño alguien a quien acudir /// en el bolsillo del pantalón uno de veinte /// un día María preguntó si yo también acostumbraba vomitar /// levanté una mano del muslo /// una noche de Walpurgis un hogar se resquebrajó sobre el piso de la sala /// durante los veranos había un lago /// pregunté: cómo estás /// abrigo de gamuza largo hasta el piso y botas negras en el patio /// pregunté: ya es hora /// en el pasillo la luz se estrelló contra las puertas de los lockers y pintó el techo de rojo




1.

pregunté: ¿Rozia, has visitado a los conejos últimamente? /// ahora vivo en Suecia, mi juego del avioncito está en calles pavimentadas /// ¿te vas a tu casa como yo sola por el bosque? /// soñar con la realidad es lo peor /// han visto una estufa antes /// leche para la comida zanahorias y papas /// han visto un coche antes /// mamá golpea el puño en la mesa y grita /// afuera de la ventana alguien pasa en bicicleta /// el buzón lleno de lodo /// alguien grita chango  en el patio de la escuela /// la cabellera abrasada por la luz y el frío /// hay una violencia para cada ocasión /// que no camines por este suelo es lo peor /// el vecino golpea al perro contra la pared /// que tu cabello tu vientre y tus manos /// has escuchado /// no quiero quedarme aquí /// has escuchado /// la maestra se rio aunque no debió hacerlo /// quién ensaya el oso duerme en silencio en la cama /// si escribes a debes escribir b /// quién juega con su muñeca sola en la escalera /// si tienes una corona me la quedo /// es ella tu abuela /// podemos fingir que te llamas Stina /// no tienes más cosas /// el cabello en dos trenzas tiesas /// si dejo de decir hola /// levante la mano quien sepa /// si el sol es severo y caprichoso /// detrás de la colina un hoyo /// aquí tienes una imagen para colgar en la pared /// la línea telefónica agrieta la voz /// te acuerdas del patio interior el puente y el parque /// la abuela se acuesta en la cama /// si te falta un amigo debes conseguir otro /// el oso de peluche abraza la almohada /// si peinas tu cabello y te lavas bajo el brazo /// sobre el cielo nocturno nada




2.

es verano /// qué vas a hacer hoy /// en el sueño Rozia está apartada /// de la arboleda silencio interminable /// si hubiera tenido una bicicleta /// él vino de occidente /// si la calle diera vuelta hacia la casa /// enorme en la luz del sol /// qué lugar es suficientemente grande para esconderme /// una mano dura entre las piernas /// adónde va una si quiere morir /// arenero columpio y juegos para escalar /// después él se estiró y sonrió /// cielo bajo cielo alto tierra y agujero /// una cucaracha se deslizó por la frente /// el lago brilla esté donde esté




3.

después la llama es desatendida /// el silencio se extiende hasta la casa /// en el baño un espejo /// el suelo se erosiona /// fue ahí cuando comenzó /// la tienda cerró la puerta /// a lo largo del bosque corría un sendero /// en la bolsa ropa de deporte /// el cabello de quién es largo y brillante /// los niños juegan en los árboles /// los senos de quién son pequeños y claros /// una galleta de chocolate y dos chicles rosas /// lo has contado /// es tu cumpleaños no estás feliz /// no lo has contado /// en la escuela el lápiz se rompe /// mamá encontré un agujero nuevo /// la puerta debe estar cerrada con llave /// si uno se abrocha bien los pantalones /// la voz se dirige a dios /// robaste mi cartera ayer /// él gritó desde lejos /// crees que soy tonto /// el sol avanzó inexorable /// quieres nadar /// la abuela dijo: ella ha desaparecido otra vez /// colócate para que tome la foto /// detrás de la colina algo se desgarra /// has escuchado /// corrimos tan rápido como pudimos /// has escuchado /// Rozia fue encontrada en su casa destruida por una bomba /// son todos los paquetes míos /// en el abrazo la falda aprieta /// puedes cantar una canción /// sólo hay que ser cuidadoso /// si dejamos de salir /// pienso en el vestido rojo de Rozia /// si cerramos la puerta y nos tapamos la boca /// nadie duerme al lado




5.

desde los arbustos no se escucha nada que no haya concluido /// no más trenzas ni vestidos hechos a mano con tela de sábanas /// si todavía te acuerdas de mí dios dame una señal /// el hijo de quién juega a las escondidillas afuera /// mamá hay algo terrible /// ya nadie puede estar sentado con tranquilidad /// si gritas fuerte te escucho /// en la oscuridad no se ve el cabello de nadie y las manos de nadie




8.

cerré la puerta del estante y nos acompañamos a la salida /// debes dejar de llorar /// mamá vino a la charla vestida con conejos muertos /// ésta es mi batalla ahora /// si el tiempo es infinito /// algo se detiene /// si nos vemos de nuevo el lunes /// en la mano una piedra /// cada día el sol deja el cuerpo al descubierto /// ¿tienes miedo? ///dar la espalda no hace ninguna diferencia /// los pájaros por encima /// has escuchado lo que dicen /// qué queda ahora /// has escuchado que le volaron la cara a Rozia /// la chaqueta se desgarra /// quién ha dicho que eres tonta fea y repugnante /// un brazo sube y baja /// qué sombras se verán pronto en mi ventana /// golpeo hasta que me canso /// en el camino a casa mamá va detrás /// si el tiempo el lugar hubiera sido otro /// qué de lo que ha pasado es lo peor /// en el sueño algo viene otra vez ///
– Rozia los conejos duermen por la tarde, no deberíamos molestar.
– (…)
– Sí, eso hacen, los he visto con mis propios ojos.
– (…)
– Ayer y antier por ejemplo.
– (…)
– Sí, pero entré sólo para ver si dormían.
– (…)
– ¿Quién dijo eso?
– (…)
– Pero de todas maneras no quiero ir allí ahorita.
– (…)
– No sé exactamente, en un rato tal vez.
– (…)
– Ver la tele y comer.
– (…)
– Sí, sí tenemos – puedo darte dos, si quieres.

Balsam Karam (1983) es escritora y bibliotecaria. Es autora de dos novelas: ‘Händelsehorisonten’ y ‘Singulariteten’, las dos publicadas por las prestigiosa casa editorial Norstedts.

Leave a Reply